Lo que no está

por Alicia Pérez Gil

FEAT-ESCRIBIR

 

Abajo, muy abajo, al fondo,

el asfalto mate mata.

Arriba, muy arriba, el rostro

mate, muerto, aguanta.

A los lados las ventanas

revelan  oficinas.

Rebelar, no se rebela nada.

Lacera los pies la soga fina,

los gemelos arden,

la garganta calla.

La sonrisa esculpida,

concreta, blanca, ancha,

comparte realidad con la mañana.

Mañana será falsa

la cuerda que sujeta el rostro alto.

Esta noche mismo, en un momento,

arriba será abajo,

cara será cemento.

No habrá más pies cansados,

ni sonrisa, ni garganta, ni gemelos.

Caerán, tras el cuerpo derrotado,

las falanges cortadas de los dedos.

Anuncios